Michael Jackson and Sonic 3

Michael Jackson y la música de Sonic 3: mito o realidad

Michael Jackson and Sonic 3

¿Compuso Michael Jackson la banda sonora de Sonic 3? Samples de sus canciones en los temas musicales del juego, visitas frecuentes a la sede de Sega of America y muchas otras pistas apuntan a que este longevo rumor es más que eso… ¿o no?


A día de hoy, aún no existe una sola prueba sólida de que Michael Jackson estuviera contratado por Sega para ninguna otra cosa posterior al juego basado en su película, la conocida Moonwalker. Han pasado casi 20 años y, salvo contados testimonios a los que no se termina de dar toda la credibilidad necesaria, sólo nos hemos encontrado con hermetismo o total negación por parte de los distintos implicados en su día. Al menos, en casi todos los casos…

Después de la salida al mercado de “su” juego, el Rey del Pop siguió visitando regularmente la sede de Sega of America. Nunca ocultó su afición por los videojuegos en general y por Sonic en particular, y se hizo con una espectacular colección de máquinas recreativas de todo tipo. Según Roger Hector, director del Sega Technical Institute (STI) por aquel entonces, Jackson llegó a ofrecerse personalmente para componer la banda sonora del próximo juego del erizo. Tanto Hector como Howard Drossin, uno de los compositores habituales de la casa, confirman su participación con distintos matices: mientras que Drossin únicamente sostiene que el artista estuvo involucrado en la música pero tuvo que abandonar el proyecto “en el último momento”, Hector detalla no sólo que compuso la banda sonora completa y que “sonaba espectacular, sonaba a Michael Jackson de forma inequívoca, y encajaba a la perfección con el juego”, sino que “cuando surgió aquel problema, tuve que enviar la única copia de la grabación a Sega en Japón y éstos pusieron a trabajar a su departamento legal”.

Evidentemente, el problema al que Hector hace referencia era la desafortunada acusación de pedofilia de la que fue objeto Michael Jackson, y que saltó a los medios de comunicación a escasos meses del lanzamiento de Sonic 3. Para quien aún no se haya enterado, el niño del que supuestamente abusó Jackson confirmó, tras su muerte, que todo fue una mentira inventada por su padre para sacarle los cuartos al cantante.

Michael Jackson and Sonic 3

Fuente: Sega-16.com

Que el escándalo apareciera tan cerca de la fecha de salida del juego en Mega Drive parece explicar el hecho de que, en la posterior versión para PC, varios temas musicales sí fueran cambiados. Sega podría haber optado por conservar las melodías de Jackson ante la falta de tiempo para producir otras nuevas que encajasen igual de bien con los escenarios, pero sí habría dispuesto de ese margen para hacerlo en la versión para PC. Todo ello parece confirmarse cuando observamos que las pistas sustituidas fueron las correspondientes a Ice Cap, Carnival Night, Launch Base, el tema de Knuckles y el de los títulos de crédito, sin duda los más “jacksonianos” de todo el repertorio.

Para añadir más leña al fuego, entre esos mismos créditos figuran músicos y técnicos de sonido que colaboraron con Jackson durante años. Geoff Grace, Brad Buxer y Bobby Brooks habían trabajado con él en el estudio y/o en directo. El caso más llamativo es el del productor apodado “Cirocco”, mencionado varias veces en los créditos y que incluso llegó a citar la banda sonora de Sonic 3 en su web, en su lista de colaboraciones con Michael Jackson. Cirocco confirmó que trabajaron juntos en el juego y que aún estaba en posesión de TODAS las grabaciones originales, pero que le habían prohibido hacerlas públicas.

Sin embargo, tanto Hector como Drossin parecieron retractarse de sus anteriores declaraciones en 2008, coincidiendo en que las composiciones del niño prodigio no acabaron incluyéndose en el producto final y que las de Drossin vinieron a sustituirlas con un margen de tiempo mínimo. Después de varias entrevistas en las que hablaba abiertamente del tema, Hector reveló que le habían “recordado” la existencia de un compromiso de confidencialidad, que sólo podía asegurar que Jackson había visitado la sede del STI alguna vez y que cualquier otra información al respecto debía ser tratada como rumor sin confirmar. Drossin, por su parte, se atribuyó “parte de la música”, negando que los temas de Michael Jackson hubieran llegado a usarse alguna vez e insinuando que, si la banda sonora sonaba al estilo del artista, se debía a una Influencia “totalmente inconsciente y casual”. No obstante, cabe señalar que Drossin aparecería como compositor en los créditos de Sonic & Knuckles pero sólo con un agradecimiento en los de Sonic 3, así que su propia participación nunca ha terminado de quedar clara.

Michael Jackson and Sonic 3

Pero lo más inverosímil de toda la historia es, posiblemente, la negativa del propio diseñador y productor Yuji Naka a hacer declaraciones al respecto. En una entrevista hace ya varios años comentaba, entre risas, que el posible papel de Michael Jackson en la banda sonora del juego seguiría siendo un misterio y que, tal vez, llegaría el día en que podría revelarnos la verdad.

Lo que sí un hecho es la participación de, al menos, una parte del equipo habitual de Michael Jackson. Tanto si las composiciones fueron suyas como de Drossin o de alguno de los demás músicos que trabajaban con el STI, dicho equipo habría sido perfectamente capaz de emular el estilo del artista en el caso de que realmente se descartasen sus temas antes del lanzamiento. Si no fue así y Sega decidió conservarlos por falta de tiempo para crear otros nuevos, ellos habrían sido la elección lógica para trabajar con los programadores adaptando las grabaciones originales del cantante a las especficaciones técnicas de la consola.

Más negación por parte de Tom Kalinske, cabeza de Sega of America en aquellos tiempos, así como del productor Mike Latham y el director de marketing Al Nilsen. Los tres sostienen que Jackson visitaba a menudo sus instalaciones, que hablaba con los diseñadores, que le encantaban todos los productos relacionados con Sonic y que la división de recreativas de la compañía estaba interesada en producir otro juego con él en la línea de Moonwalker, pero que nunca salió nada definitivo de aquellos contactos.

Michael Jackson and Sonic 3

La gran pregunta que no podemos evitar hacernos, y que es tan obvia que duele, es por qué iba Sega a contratar al artista de mayor renombre internacional, en el apogeo de su carrera, y no darle publicidad al acontecimiento desde las primeras previews del juego. Sonic 3 iba a venderse bien, pero añadiendo en los anuncios un titular del tipo “con música de Michael Jackson” la promoción se habría hecho sola.

Al final, y pese a los supuestos compromisos de confidencialidad, fue Brad Buxer el que quiso poner fin al debate sobre la autoría de la banda sonora a finales de 2009, en una entrevista para la revista francesa Black & White. El que fuera director musical de la gira Dangerous afirmó con rotundidad “Michael me llamó en su día para que le ayudara con un proyecto y eso hice. Nunca llegué a jugar así que no sé qué pistas conservaron los desarrolladores, pero sí que compusimos música para el juego. Y la razón por la que Michael no aparece en los créditos es que no estaba contento con el resultado final. Le frustraba que las consolas de la época no permitieran una reproducción de sonido óptima y no quería que se le asociara a un producto que, para él, devaluaba su trabajo”. Buxer fue aún más lejos y confirmó lo que muchos fans llevaban años defendiendo: que la similitud entre el tema de los títulos de crédito y el éxito de Michael Jackson, Stranger in Moscow, no era fruto ni de un plagio ni de la casualidad, y que la base creada para esos créditos fue reutilizada en dicho single.

En definitiva, seguimos sin una confirmación oficial por parte de Sega o de los actuales representantes o herederos de Jackson acerca de su participación en la célebre banda sonora de este clásico de las plataformas. Tampoco contamos con pruebas. Los testimonios de los implicados no sólo son vagos sino contradictorios y poco creíbles, salvo el de Buxer, que parece haberle echado más valor para reivindicar la autoría del Rey del Pop en un trabajo del que él mismo no se sentía orgulloso. Sus fans, sin duda, se lo agradecemos.

Fuentes y más información:

Deja un comentario